Artekovski nos cuenta sobre su 7 de enero de 2012: Juan José Rodinás

 

 

Saldría en bicicleta, como ahora, pero hoy no se salía.
Mi bicicleta era un momento en una escena proyectada en la piel
de un animal enorme e invisible. El sol era el trabajo
haciendo una colina de huesos rotos sobre la avenida.
La precisión de una avenida, contrapuesta al esprit del domingo:
un perro negro atraviesa la calle hasta el parterre,
el parterre y el perro son el sol del momento, la imagen circular.
Veo el cielo: son globos, aviones, nubes que avanzan hacia atrás,
un tintineo de verano sobre un orificio en una caja de cartón.
Estoy despierto en medio de un bosque transparente
donde las formas trabajan para eludir la realidad.
Aunque el verano fuese el momento, mi bicicleta
debía quedarse atrás de la autopista que cruza esta vida (o la mía),
la calle, los momentos y la autopista de todos los momentos.
Las ruedas giran sobre el mundo de muchísimos mundos,
okupas, mendigos de materia y paseantes atentos.
La emoción conoce las estrellas como un diagrama de puntos
sobre el bosque de trapo alineado a lo lejos. Muchas personas,
ejecutivos de banco y expertos de informática.
No veo que nadie llore, pero tampoco miro demasiado a nadie.
Alguien debe llorar & alguien debe consumir pastillas para no llorar.
Alguien muy lejos del idioma debe saber leer lo que no llora.
Mi bicicleta debe atravesar autopistas para que yo sea velocidad
y no cuerpo aterido: empieza lo que llueve & soy ajeno a todo.
El cielo es pausa: si lo ves no belleza, atiende mi clima lo verano,
que el mundo espere para mi otro día: ya llegaremos
lo que es nunca.

 

-del libro: 9 grados de turbulencia interior

 

__________________________________________________________

 

Juan José Rodinás (Ambato, Ecuador, 1979-) Ha publicado Los rastros, Viaje a la mansedumbre, Barrido de campo, Código de barras, Cromosoma, Estereozen y Anhedonia. Además, ha reunido su trabajo en antologías personales como Los páramos inversos o  9 grados de turbulencia interior. Sus poemas han sido incluidos en libros como Equinoccio (Guadalajara, 2015), Bandadas (Bogotá, 2014), País imaginario (Madrid, 2014) o Poesía de Ecuador (Madrid, 2009). Recopiló —junto con Luis Carlos Mussó— el libro Tempestad secreta. Muestra de poesía ecuatoriana contemporánea (Quito, 2010). Como traductor publicó el libro Una cosa natural. Veintinueve poetas norteamericanos. Además, ha publicado varios ensayos sobre cultura, semiótica y estudios literarios. Ha obtenido algunos reconocimientos como el Premio Internacional de poesía joven La Garúa 2007 y el Premio Festival la Lira 2013.  Actualmente, cursa un doctorado en Estudios Hispánicos en la Universidad de Leeds.

 

ro

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s